728 x 90

El juego de los millones de dolares

El juego de los millones de dolares

El Super Bowl, el evento deportivo más visto en Estados Unidos, no solo atrae la atención de millones de espectadores cada año, sino que también genera ganancias económicas masivas. Desde publicidad hasta turismo, el Super Bowl impulsa múltiples sectores económicos, convirtiéndose en un motor financiero en sí mismo. El Super Bowl no es solo un

El Super Bowl, el evento deportivo más visto en Estados Unidos, no solo atrae la atención de millones de espectadores cada año, sino que también genera ganancias económicas masivas.

Desde publicidad hasta turismo, el Super Bowl impulsa múltiples sectores económicos, convirtiéndose en un motor financiero en sí mismo.

El Super Bowl no es solo un evento deportivo; es un fenómeno cultural y económico que mueve cifras astronómicas. En primer lugar, la publicidad durante el Super Bowl es una de las áreas más lucrativas. Las marcas pagan millones por segundos de tiempo de aire durante la transmisión del juego, aprovechando la enorme audiencia para promocionar sus productos o servicios. Esto se traduce en ingresos significativos para las redes de televisión que transmiten el evento.

Además, el turismo también experimenta un auge durante el fin de semana del Super Bowl. Miles de aficionados viajan a la ciudad anfitriona para disfrutar del ambiente festivo que rodea al juego. Hoteles, restaurantes, bares y tiendas locales se benefician enormemente de este flujo de visitantes, generando ingresos adicionales y creando empleo temporal.

Otro aspecto importante es el impacto en la economía local de la ciudad anfitriona. La organización del Super Bowl requiere una infraestructura considerable, desde la construcción o renovación de estadios hasta la contratación de personal de seguridad y servicios de transporte. Estas inversiones no solo benefician a la comunidad local durante el evento, sino que también pueden dejar un legado económico duradero.

Un informe de Forbes  del pasado 11 de enero, sostiene que en el juego de  los 49ers de San Francisco contra  los Chiefs de Kansas City en el Super Bowl LVIII en el Allegiant Stadium ,  “los casinos del Strip de Las Vegas estarán a menos de una milla de distancia (algunos incluso están a poca distancia). La Asociación Estadounidense de Juegos de Azar pronostica que  68 millones de estadounidenses apostaron  en el enfrentamiento.

Además, no debemos pasar por alto el impacto en la industria del entretenimiento. Muchos artistas aprovechan la enorme audiencia del Super Bowl para realizar actuaciones en el espectáculo de medio tiempo, lo que les brinda una exposición masiva y aumenta su popularidad. Además, eventos relacionados, como conciertos y fiestas, también contribuyen al impulso económico generado por el Super Bowl.

“35, es El número de patrocinadores oficiales de la NFL, todos los cuales tienen activaciones en Las Vegas en la  semana del juego, en una ciudad que tiene más de 150.000 habitaciones de hotel y que construyó su reputación gracias a la hospitalidad. 165: La cantidad de cámaras que CBS ha dicho que desplegará para el juego, incluidas cámaras de realidad aumentada y nuevas “cámaras doink” integradas en los postes. Sin embargo, no todas las cámaras estarán enfocadas en el campo. Uno correrá junto a las fuentes fuera del Bellagio Hotel & Casino, por ejemplo, y los drones zumbarán en el cielo de Las Vegas.

El entretiempo del partido siempre llama la atención por el artista que es invitado. El domingo, el Allegiant Stadium de Las Vegas, Nevada, en Estados Unidos, se prresento  Usher. Por 30 minutos, el cantante norteamericano brindó al público un espectáculo rodeado de bailarines, vestuarios despampanantes y la participación de varias estrellas y colegas suyos como Lil Jon, Her, Jermaine Dupri, Ludacris y Alicia Keys, quien deslumbró al estadio con un enterizo rojo rubí lleno de brillantinas; juntos interpretaron el éxito “My Boo”, que fue lanzado a inicios de los 2000, y Keys, en solitario, cantó una parte de su sencillo “If I Ain’t Got You” En el canal de Youtube se encuentra la presentación del artista.

190: El número aproximado de países y territorios donde se televisará en vivo el Super Bowl, en casi 25 idiomas. Equipos de más de 20 producciones internacionales, incluidas China, Japón y Arabia Saudita, estarán en el terreno del Allegiant Stadium. En total, la NFL credenció a más de 6,000 miembros de los medios para la semana, con casi 200 organizaciones transmitiendo en vivo desde Radio Row.  $164,000: La cantidad que los jugadores del equipo ganador del domingo recibirán como bono de la liga (sujeto a una reducción para los jugadores que no han aparecido en suficientes juegos). 

Los jugadores del equipo perdedor recibirán 89.000 dólares. Algunos jugadores también negocian incentivos por desempeño en sus contratos. El quarterback de los Chiefs, Patrick Mahomes, por ejemplo, supuestamente puede ganar 1,25 millones de dólares con una victoria en el Super Bowl

$7 millones: El costo reportado de un espacio comercial de televisión de 30 segundos durante el Super Bowl de este año, empatado con el juego del año pasado por el precio más alto de la historia, según datos compilados por USA Today. (Para el Super Bowl I, en 1967, los anuncios se vendieron por 37.500 dólares, según USA Today, o unos 350.000 dólares ajustados a la inflación). Y eso ni siquiera tiene en cuenta los presupuestos de producción de los anuncios, que también pueden ascender a millones en algunos casos. A pesar del precio, CBS dijo en noviembre que su inventario del Super Bowl estaba prácticamente agotado.

115,1 millones: la cantidad de espectadores del Super Bowl del año pasado en Fox, Fox Deportes y los servicios de transmisión digital, según Nielsen, lo que lo convierte en el juego más visto de la historia. Con los ratings acelerados durante los playoffs de este año, el juego del domingo, que se transmitirá por CBS y Nickelodeon y por Paramount+, podría romper ese récord.

$17.3 mil millones: La cantidad que se proyecta que los estadounidenses gastarán en alimentos, bebidas, ropa, decoraciones y otras compras para el domingo del Super Bowl, según la Federación Nacional de Minoristas. Se trata de un total récord, superando los 17.200 millones de dólares de 2020.” sostiene el portal de Forbes.  

Esta es la publicación de Forbes. https://acortar.link/h2rcl1

El Super Bowl va más allá de ser simplemente un juego de fútbol americano; es un evento que mueve millones, tanto en términos de audiencia como de ganancias económicas. Desde la publicidad hasta el turismo y la infraestructura, el Super Bowl impulsa múltiples sectores económicos, generando ingresos significativos y creando oportunidades de negocio. Además, su impacto trasciende las fronteras de lo deportivo, influyendo en la cultura popular y en la industria del entretenimiento.

Pedro Mendoza
ADMINISTRATOR
PROFILE

Posts Carousel

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

Latest Posts

Top Authors

Most Commented

Featured Videos